“Cash” Luna Declaró Curado una Adolecente y Ella Murió Minutos Antes

Cash-Luna-image_large_Feb-2015

Esta historia puede ser noticias viejas que en varias partes de México, pero acabamos de encontrarla aquí en los EEUU.  Un año y medio pasado, Guatemalteco tele-evangelista curandero “Cash” Luna Declaró sano una adolecente de 15 años un poco antes de su muerte. Según la NoticiaCristiana.com, Luna llegó a la ciudad de Villahermosa, Tabasco, México en Junio de 2014 a prometer salud a los sordos, ciegos, y mucho, pero mucho más.

Al escuchar las promesas, las multitudes vinieron con la esperanza de unos milagros.

También, una joven Nancy Hernández padecía Trombosis Cerebral Infantil y fue llevada al evento “Una Noche de Gloria” por su familia. Ella subió el escenario. Según investigador John L. Russell, en un artículo de LaPrensa.com, el pastor “Cash” Luna la declaró “Sanada de su Trombosis Cerebral Infantil”.

La gente “eufórica” aplaudió su milagro. Según Russell, estaba saliendo con su familia cuando se desplomó unos minutos después del supuesto milagro y falleció inmediatamente en la parte trasera del evento.

Ofrecemos nuestras condolencias a la familia de la joven Nancy Hernández.  Que su familia no pierda su fe en Dios.

Es hora de parar la hemorragia de crimenes eclesiásticos

Para publicación inmediata:   Comunicado Prensa

Es hora de parar la hemorragia:  Pérdidas por ‘crimen eclesiástico’ superan lo donado a misiones, 

se doblarán a $100 mil millones en la próxima década

 

Los fondos malversados por trabajadores cristianos y líderes religiosos en todo el mundo sobrepasará nuevamente el total de los fondos de las misiones mundiales en el 2015, y se duplicará en los siguientes 10 años a los $100 mil millones de dólares.

 

Esta información fue revelada en la edición de Enero del 2015 del Boletín Internacional de Investigación Misionera, una revista académica muy respetada publicada por el Centro de Estudios de Misiones Extranjeras, en New Haven, Connecticut (EEUU). Todd Johnson y su equipo de investigadores del Centro para Estudios de Cristiandad Global reúnen anualmente estas estadísticas para el boletín.

 

Los investigadores estimaron en $45 mil millones de dólares el financiamiento de misiones para el 2015, con un fraude religioso proyectado  de $50 mil millones, un gran aumento respecto del año pasado con $39 mil millones.   Ahora en 2018 estiman en $58 mil millones de dólares el financiamiento de misiones, con un fraude religioso proyectado  de $63 mil millones.

 

De hecho, los dineros que se pierden en fraude religioso superaron hace ya 15 años a los totales dados para misiones.

 

Estas noticias han pasado desapercibidas tanto en los medios de comunicación cristianos como en los laicos. Pero esta proyección causó un terremoto en el pensamiento de Ole Anthony, cuya Fundación Trinity ha perseguido el fraude religioso por décadas desde su sede en Dallas.

 

Como resultado directo de las revelaciones del boletín, la fundación ha decidido expandir sus investigaciones al mundo entero y está pidiendo la acción coordinada de Iglesias y líderes denominacionales internacionales.

 

“Aturdido” por las estadísticas

 

Anthony dijo que estaba “aturdido” cuando vió las últimas estadísticas. “Fué como una bomba explotando,” dijo. “Yo sabía por otras fuentes que el fraude religioso excedía todos los otros tipos de fraude, pero $50 mil millones es demasiado para digerir!”

 

De acuerdo a Johnson, el elevado crecimiento en las estimaciones del crimen eclesiástico del 2014 al 2015 está asociado al incremento en el delito de cuello blanco debido al mayor uso de la tecnología (documentado por el FBI, la Interpol, y otros); un incremento mundial en las donaciones a Iglesias y organizaciones eclesiaticas (con más grupos independientes controlando los dineros); y el surgimiento de carismáticos independientes (muchos de ellos predicando el evangelio de la prosperidad) donde tiende a haber menos controles y menor responsabilidad.

 

Los investigadores habían estimado previamente en $60 mil millones de dólares el crimen eclesiástico anual para el 2025, pero tuvieron que elevar estas cifras a $100 mil millones después de revisar información más actualizada.

 

Gina A. Zurlo, director asistente del centro, que opera en el Seminario Teológico Gordon-Conwell, nos dijo cómo calcularon esa cifra.

 

«El crimen eclesiástico está definido como un 6 por ciento de todas las donaciones a causas cristianas. Esta cifra del 6 por ciento viene de un estudio conducido por la Asociación de Examinadores Certificados en Fraude que estimaron que todas las organizaciones pierden un promedio del 6 por ciento de sus ingresos cada año al fraude,» explicó Zurlo.

 

«Otros estudios estiman que las organizaciones sin fines de lucro pierden tanto como un 13 por ciento de su ingreso a la malversación, así que nuestras estimaciones son bien conservadoras. Las cifras para el 2025 en todas las categorías son calculadas por métodos de proyección demográfica estándares; esto es, si las tendencias actuales permanecen constantes.»

 

Con respecto a los esfuerzos de la Fundación Trinity para expandirse a todo el mundo, Zurlo dijo que aquellos en el centro «estaban animados de ver que esta fundación estaría expandiendo sus esfuerzos para combatir el fraude religioso globalmente.»

 

«De hecho, ése es el tipo de respuesta que esperamos cuando publicamos este estudio. El fraude en la iglesia es un enorme problema, especialmente considerando la distribución desigual del ingreso Cristiano a nivel mundial,» dijo Zurlo.

 

“Tenemos normalmente un ciclo de cinco años, pero ahora vemos que tenemos que ser más vigilantes en mantener estas estadísticas actualizadas,” dijo Johnson en un intercambio de correos electrónicos con Anthony.

 

El efecto dominó del Evangelio de la Prosperidad

 

La categoría de “crimen eclesiástico” incluye la malversación de dineros donados por cualquier razón, dijo Anthony. Pero las estadísticas no detallan el porcentaje de crimen eclesiástico cometidos por los televangelistas más prominentes.

 

“En el pasado, hemos estimado que el negocio del televangelismo recoge entre $3-5 mil millones anualmente por medio de promesas y técnicas fraudulentas,” explicó Anthony. Pero ya que la TV religiosa es ahora omnipresente alrededor del mundo, el estilo de vida lujosa que modela y el evangelio de la prosperidad que predica, crea una atmósfera de derecho espiritual que puede vencer a otras consideraciones morales.

 

En efecto, hay un efecto dominó de deterioro moral que está preparando directamente el terreno para el crimen eclesiástico.

 

“Aunque no tenemos ningún estudio sicológico para probar esto, la evidencia anecdótica nos dice que los ejemplos de los grandes televangelistas conceden ‘permiso mental’ al tesorero de una pequeña iglesia, por ejemplo, para robar desde la cuenta de la congregación,” dijo.

 

“Más generalmente, el ejemplo de opulentos edificios de las grandes Iglesias o el estilo de vida lujoso de aún un honesto predicador de la prosperidad puede causar el mismo efecto. Todos ellos envían un mensaje subliminal que dice que el plan de Dios es todo acerca del éxito de ellos mismos.”

 

“Esto refuerza la codicia natural de la gente y los presiona a actuar,” dijo Anthony. “Con la adecuada oportunidad, esa acción es el robo o la apropiación de fondos, ‘porque yo me lo merezco.’”

 

Fondos perdidos para la misión de la iglesia

 

“Por años, hemos sido criticados por concentrarnos en un problema marginal, poniendo energía en algo que no era importante para la misión de la iglesia; incluso era visto por algunos como un ataque a la iglesia misma,” dijo Anthony.

 

“Estos hallazgos actuales del Boletín Internacional de Investigación Misionera muestra – por el contrario – que nuestra preocupación es directamente relevante a la misión general de la iglesia.”

 

Dineros que pudieran estar adelantando el Reino de Dios, dijo, están siendo desviados al soporte de la auto-indulgencia de líderes religiosos deshonestos en vez de cubrir las necesidades de los pobres alrededor del mundo.

 

“Es vergonzoso que esto se haya ignorado y se permita que continúe,” dijo Anthony. “Se require una respuesta urgente.”

 

Cristianos de todos los tipos — defensores de la justicia social, alivio del hambre mundial, evangelismo, esfuerzos de misiones extranjeras y doctrinas teológicas — son igualmente dañados, y deben actuar en conjunto para detener la hemorragia de fondos que representa el fraude religioso.

 

Un frustrante cuarto de siglo de intentos de frenar el fraude religioso

 

La Fundación Trinity comenzó a observar los medios religiosos en 1974, y por 1988 ya era proactiva en denunciar el fraude religioso. Las primeras revelaciones de los excesos tele-evangelistas más flagrantes fueron vistos por millones de espectadores en casi todos los principales programas de noticias. Las investigaciones tuvieron éxito en alertar al público en general del problema, pero fueron interpretadas por los seguidores de los tele-evangelistas como ataques satánicos, y a menudo sólo confirmaron la lealtad de muchos a sus predicadores favoritos. La mayor parte de los objetivos de estas investigaciones continuaron haciendo dinero a pesar de la mala publicidad.

 

Más recientemente, la fundación trabajó en silencio con el Comité de Finanzas del Senado esperando poder elaborar algún tipo de legislación reguladora contra los abusos financieros religiosos. Cuando la economía de Estados Unidos se derrumbó en 2008, el Comité de Finanzas del Senado puso su investigación en un segundo plano. Por último, se terminó en 2011 cuando el senador Charles Grassley, su presidente, pidió al Consejo Evangélico de Responsabilidad Financiera (ECFA) hacer recomendaciones que no incluían ninguna nueva legislación.

 

El ECFA es la organización encargada del autocontrol de la responsabilidad financiera religiosa. Pero es legalmente limitada, y algunos de sus miembros tienen estrechos vínculos con los mismos tele-evangelistas que impulsaron las investigaciones del Senado en primer lugar, dijo Anthony.

 

¿El resultado? Nada ha cambiado.

 

Durante estas décadas, muchos miembros y líderes de la iglesia expresaron aliento y apoyo a los esfuerzos de la Fundación Trinity en exponer el fraude religioso. Pero poca financiación real se ofreció para hacer frente al problema, y ninguna protesta general se recibió de la comunidad religiosa.

 

Anthony dijo que ha servido en cinco grupos de trabajo diferentes investigando el fraude religioso, y ha trabajado con varios abogados federales y estatales generales, con poco que mostrar por ello.

 

«El problema es que la mayoría de las autoridades legales están siempre de alguna manera influenciadas por la política», dijo, lo que hace que sea difícil seguir adelante en el largo plazo. Las reuniones terminan cuando un partido diferente llega al poder, y las consideraciones políticas a menudo inhabilitan a los servidores públicos interesados.

 

Desarrollando un caso legal

 

Una de las pocas maneras que quedan para frenar efectivamente el fraude religioso es el desarrollo de la jurisprudencia, principalmente ayudando a las fuerzas del orden a enjuiciar casos individuales. Incrementalmente cada caso define más claramente la ilegalidad de las prácticas fraudulentas, y haría más fácil un cumplimiento futuro.

 

«También estamos trabajando con un grupo de abogados que están buscando la mejor manera de enfrentarse ya sea con una demanda colectiva o un caso RICO que podría hacer lo mismo con mayor rapidez», dijo Anthony.

 

La fundación ha seguido trabajando con un presupuesto reducido con organizaciones de noticias, proporcionando datos y ayudando con las investigaciones. Pero estos últimos hallazgos de la investigación piden una acción más extrema, dijo Anthony.

 

«La investigación muestra una relación directa entre el fraude religioso y un efecto devastador en la misión fundamental de la Iglesia. Ya es hora que cristianos y creyentes de todas las religiones, digan públicamente con una sola voz que terminar el fraude religioso es una prioridad «.

Es hora de parar la hemorragia

 

Por su parte, la Fundación Trinity está expandiendo sus actividades en todo el mundo.

 

Anthony explica “Hemos comenzado a enrolar voluntarios alrededor del mundo para replicar nuestras tácticas investigativas”. Materiales de entrenamiento ayudarán a los voluntarios a determinar qué requieren las agencias de cumplimiento de la ley para conseguir una condena y cómo mejor obtener esa información.

 

Es simplemente la formalización de lo que ha estado ocurriendo informalmente por años, dijo Anthony.

 

“Gente de todos los continentes excepto la Antártica han ofrecido ayudarnos por años con nuestras investigaciones,” dijo. “Voluntarios e informantes aquí y en el extranjero han sido una principal fuente de información  para la fundación por décadas. Ahora vamos a intentar ‘comisionar’ a algunos de estos mismos individuos para expandir el proyecto en sus propios países.”

 

Anthony también desafió a gente de fé en todas partes a responder por sí mismos:

 

— Iglesias americanas y creyentes individuales pueden presionar a sus representantes para una legislación real que pudiera bloquear las maneras en que las organizaciones deshonestas se aprovechan de la separación de las políticas de la iglesia y del estado para  evadir al IRS y otras regulaciones existentes (tales como una operación de correo directo que se autodenomine una «iglesia «).

 

—Internamente, las iglesias pueden comenzar a educar a sus miembros sobre la importancia de la administración y rendición de cuentas financieras, hacer un seguimiento de cómo el dinero se gasta realmente por las organizaciones para-eclesiásticas que soportan, y ayudar a prevenir que miembros de la iglesia (y sus familiares y amigos vulnerables) sean atrapados en maniobras fraudulentas.

 

— Apoyar a las víctimas de estos depredadores sin escrúpulos. Darles un lugar donde acudir cuando ya sea que ellos o los miembros de su familia han sido víctimas – una línea telefónica, un programa de asesoramiento, etc.

 

— Se necesita una campaña educativa de servicio público sobre cómo funciona el fraude religioso. Podría ser modelada como las exitosas campañas contra el tabaco, en los que los efectos nocivos de un «hábito» se hacen conocidos, y entonces se convierte poco a poco en algo socialmente inaceptable. Si las personas se enfrentaron a los efectos de enviar sus cheques para financiar a ministros falsos, el fraude podría finalmente perder.

 

— Las mejores prácticas de responsabilidad financiera debieran emplearse en todas las iglesias, sin importer su tamaño, para reducir las oportunidades de robo y fraude y fomentar una cultura de responsabilidad.

 

— La oración siempre es efectiva. Todos podemos rezar para pedir que los predicadores deshonestos de todo el mundo se arrepientan, cambien su codicia y redirijan sus ministerios hacia la difusión del evangelio y la ayuda al necesitado.

———————

 

La Fundación Trinity ofrece regularmente ayuda a los periodistas de medios impresos y electrónicos que investigan sospecha de fraude y otros abusos de la confianza pública hechos por las emisoras religiosas y tele-evangelistas. La fundación comenzó la supervisión de la industria de la televisión religiosa en la década de 1980 y ayudó a importantes organizaciones de noticias a investigar las finanzas cuestionables y lujosos estilos de vida de los tele-evangelistas como Robert Tilton, Benny Hinn, Jan y Paul Crouch de los años 1990 hasta el presente. A partir de 2005, la fundación fue clave en el suministro de datos y orientación a la investigación de transacciones financieras tele-evangelistas de la Comisión de Finanzas del Senado de Estados Unidos. La Fundación Trinity es la única fundación religiosa pública centrado en la vigilancia e investigación del fraude religioso.

 

El Boletín Internacional de Investigación Misionera es considerado como la fuente autorizada para el análisis de los esfuerzos de las misiones mundiales. Ha publicado el Atlas del Cristianismo Mundial, el Diccionario Biográfico de las Misiones Cristianas y el Diccionario de Biografía Cristiana Africana y organiza conferencias para los estudiosos de la religión en todo el mundo. El centro de estudios fue fundado en 1922 por las hijas del líder misionero William Howard Doane, compositor del amado himno, «A Dios sea la Gloria.»

 

Recursos:

Trinity Foundation Inc. «http://www.trinityfi.org» http://www.trinityfi.org

 

International Bulletin of Missionary Research «http://www.internationalbulletin.org/» http://www.internationalbulletin.org/

 

Overseas Missions Study Center «http://www.omsc.org/» http://www.omsc.org/

 

[Chicago] Johnson, Todd M., Gina A. Zurlo, Albert W. Hickman, and Peter F. Crossing. “Christianity 2015: Religious Diversity and Personal Contact.”International Bulletin of Missionary Research 39, no. 1 (2015): 28–29.  «http://www.internationalbulletin.org/system/files/2015-01-028-johnson.html» http://www.internationalbulletin.org/system/files/2015-01-028-johnson.html.

 

Contacto:

Pete Evans

pete@trinityfi.org

214-827-2625

La Locura de Señor Dollar, No almacene tesoros en la tierra

DollarSelfJustifying

Televangelista estadounidense Creflo Dollar está pidiendo por $ 65 millones de dólares  para que pueda volar el avión a reacción–el Gulfstream 650.  Este jet es el avion privado más rápido, más lujoso del mundo.

creflo-dollar-airplane

En el 2005, el mentor de Creflo Dollar, Kenneth Copeland, convenció a un buen número de donantes de contribuír a su ministerio  para comprar el jet privado más rápido del mundo en ese entonces, el Cessna Citation 750, alias “Citation X” por sólo $20 millones de dólares—que  Copeland usa regularmente para viajar  a su casa de verano en Steamboat Springs, Colorado.

¡Ahora la doctrina ‘evangelio de prosperidad’ golpea de nuevo!  ¿¿¡ El acertadamente llamado Dollar está ‘creyendo’ en una friolera de $65 millones de dólares para comprar uno de los jets privados más rápidos, de largo alcance y más lujosos del mundo, el Gulfstream G650—si sólo 200,000 donantes le dan $300 dólares cada uno a su ministerio !??  Revise este artículo del periodista del Christian Post, Leonardo Blair …(perdónanos, en inglés

Si funcionó para Copeland, “Sólo para tí, Señor Jesús” (vea aquí la oración de Copeland por la dedicación del jet)… Así que, por qué no?

Dollar escapó por poco a una citación del Senado junto a otros cinco televangelistas que vuelan en jets privados, conducen automóviles de lujo y viven en mansiones, cuando nuestra economía se hundió en el 2008, y de nuevo en el 2011 cuando el senador Charles Grassley entregó su informe final sobre fraude religioso.  El reporte del senado sobre Dollar, basado en información provista por la Trinity Foundation, detalla sus numerosas propiedades, mansiones, jets, etc.

Lea lo que la periodista Kirsten West Savali, del sitio de noticias “The Root” tiene que decir acerca del nuevo “proyecto” de Dollar.

Querido IRS, por favor tomen nota para cuando ustedes comiencen a investigar de nuevo a iglesias y organizaciones religiosas sin fines de lucro, si alguna vez …

El evangelio de prosperidad, dinero, sexo y asesinato en Coatzacoalcos, Veracruz, México

Según el investigador guatemalteco, John Russell, el horrible asesinato de uno de los pastores de franquicia de Cash Luna fue cometido por la esposa del pastor. En Junio 2014, el Pastor Claudio Martínez Morales fue asesinado por un macabre rituo sexual. Según Russell, mientras la policía esperaba demasiado despacio a investigar más a fondo, ella limpió la escena del crimen.  Lucy, la asesina y viuda de Martínez, limpió la casa de pruebas y quitó «todas sus pertenencias y muebles de la casa donde ocurrió el crimen, antes de que los equipos forense habían examinado la escena.»  Lea más aquí acerca de cómo la esposa del pastor cubrió su asesinato que ella había cometido.

Consejos Para la Prevención de Fraude Religioso

Fraude Religioso—Consejos para la prevención

 

 «He sido un regulador de valores durante 20 años, y he visto más dinero robado en el nombre de Dios que en cualquier otra forma.» – Deborah Bortner, ex presidente de la North American Securities Administrators Association (jubilada)

 

Consejos para evitar el fraude religioso:

 

Conozca con quién usted o sus seres queridos tratan. El hecho de que lleve el nombre de iglesia, sinagoga, mezquita o tiene la palabra «ministerio» vinculado al nombre, no da ninguna credibilidad a una organización. Asegúrese de que tengan una dirección real en lugar de un simple apartado postal. Sin embargo, incluso direcciones reales pueden ser falsificadas con la ubicación de tiendas que ofrecen apartados postales privados. Para verificar organizaciones benéficas o religiosas desconocidas,  consulte los artículos de este sitio web HYPERLINK «http://www.trinityfi.org» www.trinityfi.org, los del Ministry Watch en HYPERLINK «http://www.ministrywatch.com/» http://www.ministrywatch.com/, con su agencia de protección del consumidor local o estatal, o con el Better Business Bureau.

 

No tener quejas sobre una organización religiosa no es una garantía.  Nuevas organizaciones religiosas pueden y se están creando con tanta rapidez que puede no haber tiempo suficiente para que alguna queja sea presentada. En el caso de organizaciones más antiguas, algunas estafas han sido ya olvidadas por la generación más joven.

 

No hay organizaciones de estándares ministeriales o de iglesia. Aparte de las principales denominaciones que se vigilan a sí mismas, no existen organizaciones de estándares de ministerio, iglesia, sinagoga o mezquita que proporcionen rendición de cuentas o prevengan el fraude. El Consejo Evangélico de Responsabilidad Financiera (ECFA) ya no es un estándar de fiabilidad. En años anteriores, el ECFA suspendía a las organizaciones miembros que no estaban en el cumplimiento de sus normas; sin embargo, ahora sólo realizan revisiones privadas. Michael Martin, Director de los Servicios Jurídicos y Asesor Jurídico de la ECFA, dijo recientemente a Rusty Leonard del Ministry Watch, «Cuando temas relacionados a estándares de un miembro en particular son objeto de examen, el ECFA no hace comentarios sobre esa revisión.» El ECFA también ayudó a desbaratar una investigación del Comité de Finanzas del Senado sobre el mal uso del dinero de los donantes.

 

El IRS no está investigando a organizaciones religiosas o iglesias. Después de que una decisión judicial en el 2009 anuló una auditoría a una iglesia en particular por no seguir los canales establecidos de la autoridad, el IRS detuvo temporalmente todas las investigaciones a iglesias. Por lo que sabemos, el IRS no ha investigado a ninguna iglesia en los últimos 5 años -incluso a las más fraudulentas.

 

Después de un desastre, dé a organizaciones benéficas establecidas. Muchos ministerios u organizaciones religiosas utilizan los desastres naturales como huracanes y terremotos para recaudar fondos para sus organizaciones y sólo gastan una cantidad minúscula, o ninguna en absoluto, en los esfuerzos de ayuda humanitaria reales. Las organizaciones benéficas establecidas ya tienen una infraestructura que les permite cumplir fácilmente las necesidades humanas en un desastre.

 

Cuidado con los impostores. Muchas organizaciones religiosas tienen nombres que suenan similares, y es fácil confundir las fraudulentas con otras que tienen algo de integridad.

 

Mantenga un ojo atento al correo con un trasfondo religioso.   El marketing postal es un GRAN NEGOCIO—cartas individualizadas especialmente con el nombre del residente disperso por todo el correo. Correos postales religiosos generan miles de millones de dólares cada año para ministerios legítimos e ilegítimos. Un transgresor en particular, “St. Matthew’s Churches” (Iglesias de San Mateo), superficialmente parecen ser un grupo de pastores de la iglesia en cuestión orando por las necesidades más urgentes de usted o de un pariente; sin embargo, nada podría estar más lejos de la verdad. Otros incluyen 1) People United for Christ, 2) Word for the World Church, 3) the Wisdom Center, 4) Rockwealth Ministries, etc. Haga clic aquí para ver una lista de iglesias y ministerios que pensamos que usted debe desconfiar.   Por favor, no dude en presentar un «Cuestionario Víctima de Abuso» si un miembro de su familia ha estado donando fondos a una organización sospechosa.

 

Resista las amenazas de represalias divinas. Muchas veces, las organizaciones darán una advertencia contando que a alguien le fue mal porque no le dió a Dios (a través de ese ministerio en particular) -incluso historias de aquellos que fueron maldecidos porque no les dieron a un ministerio! No lo crea!

 

No crea en las promesas de dinero fácil desde el cielo. Si bien es cierto que Dios responde a nuestras oraciones, las mismas son raramente contestadas exactamente de acuerdo a nuestros deseos.  Dios no es un «genio en una botella” o una máquina de juegos celestial. Una herejía común conocida como teología de «la semilla de fe» es algo como esto: «Si le doy dinero a Dios en la fe, Dios multiplicará ese regalo y recompensará mi fe (evidenciada por mi regalo) con un milagro—ya sea un milagro financiero o una curación.”  Esto es una mentira. No lo crea. Dios actúa por gracia.

 

No confíe en las promesas de un rápido retorno de su inversión, no importa la fuente.  El fraude por afinidad religiosa es desenfrenado.  No confíe sus ahorros a cualquier hombre o mujer de negocios «cristiano», «judío», o «musulmán» que lleve su religión bajo la manga y promete un retorno de su dinero inusualmente alto, es decir, una bendición de Dios. Si parece increíble, probablemente lo sea.  Compruebe primero a fondo a esa persona para ver si la inversión está registrada en la Comisión de Bolsa y Valores (the Securities and Exchange Commission—SEC, www.sec.gov ) y si la persona o agente de valores ha sido investigado por la Asociación de Administradores de Valores de América del Norte (North American Securities Administrator’s Association—NASAA, www.nasaa.org ) o la SEC.   Aun así, recuerde que el convicto (y confeso) de un esquema Ponzi, Bernie Madoff, era un asesor de valores con mucha confianza de la gente durante décadas, ostentando falsamente decenas de miles de millones de dólares en cuentas de clientes. Incluso una investigación previa del SEC no descubrió ninguna fechoría. Verifique si esa persona tiene antecedentes penales o no. Si alguien se comunica con usted con oportunidades de inversión de alto retorno y bajo riesgo, manténgase alejado. Cuando escuche ofertas que insisten que actúe ahora, que garantizan grandes ganancias, que prometen poco o ningún riesgo financiero, o que requieren que usted envíe dinero en efectivo inmediatamente, repórtelas al HYPERLINK «http://www.ftc.gov/».

 

Resista la presión. Iglesias, ministerios y/o empresas legítimas estarán encantadas de darle el tiempo que necesita para tomar una decisión. Si ellos están exigiendo que usted actúe inmediatamente o no aceptan un no por respuesta, usted debe sospechar fuertemente que es una estafa-especialmente si ellos están diciendo que usted debe «actuar ahora», mientras que hay un «movimiento del espíritu» o alguna otra desgastada línea que estén utilizando para «cerrar el trato».

 

Mire atentamente si hay cargos sospechosos en sus tarjetas de crédito, ya sean grandes o pequeños, y si la tarjeta está al máximo o no—muchas organizaciones religiosas instan a los recipientes de correo y/o seguidores a cargar cantidades en sus tarjetas de crédito. Este tipo de robo probablemente tendería a ser en pequeñas cantidades para evitar la detección.

 

Busque retiros de efectivo regulares desde sus cuentas de cheques. La mayoría de las donaciones a organizaciones (como millones $$ mensuales a St Matthews) viene en forma de pequeñas donaciones en efectivo acompañados de formularios de solicitud de oración (o simplemente peticiones de oración) enviados por correo. Lea sus estados de cuentas bancarios o los de sus familiares, con su permiso, cada mes.

 

No dude en hacer preguntas difíciles acerca de la situación financiera de su ser querido y si están enviando dinero a alguna organización religiosa. Muchas de las víctimas han llegado a nosotros después de que han dado tanto de sus ahorros que ahora ya están empobrecidos, y mucho menos tienen alguna herencia que dejar.

 

Proteja su información personal. Tenga mucho cuidado antes de dar información de su tarjeta de crédito y no dé a conocer su número de seguro social a ninguna organización religiosa —no tienen necesidad de él. Su número de seguro social sólo debería ser necesario si usted está solicitando un crédito. Proporcionar su número de cuenta bancaria sólo debería ser necesario si usted necesita establecer pagos en línea regulares a una empresa de confianza, como una empresa de servicios. Rompa y corte las nuevas ofertas de tarjetas de crédito que recibe antes de echarlas a la basura. Incluso nos hemos dado cuenta de que algunos correos de las Iglesias St Matthews han solicitado información necesaria para el robo de identidad, como el nombre de soltera de la madre, la ciudad de nacimiento, etc. ¡Cuidado!

 

No responda a los mensajes que solicitan información personal o financiera y no envíe dinero a alguien que no conoce. No importa si el mensaje viene como un correo electrónico, una llamada telefónica, correo postal, un mensaje de texto, o un anuncio. Tampoco haga clic en enlaces o números de teléfono de llamada incluídos en el mensaje. Eso se llama HYPERLINK «http://www.consumer.ftc.gov/articles/0003-phishing» phishing. Los ladrones detrás de estos mensajes están tratando de engañarle para que revele información sensible. Si usted recibe un mensaje como éste y está preocupado por su estado de cuenta, llame al número que aparece en su tarjeta de crédito o de débito – o en su estado de cuenta – y compruebe sus saldos y movimientos.

 

Mantenga una línea abierta de comunicación con los familiares, empiece poco a poco si es necesario, con preguntas acerca de donaciones.   A menudo es difícil convencer a un miembro de la familia que es un donante, en especial un anciano donante, que deje de darle a un ministerio particular o tele-evangelista que han estado apoyando. A veces no hay una respuesta fácil. Si usted presiona demasiado se arriesga a perder una línea abierta de comunicación; sin embargo, si usted no dice nada su familiar podría rápidamente llegar a la bancarrota. Anime a la persona a que le incluya a usted en sus decisiones de donar.

 

No envíe dinero. No se comprometa a depositar un cheque o a transferir dinero. La forma más segura de pagar por algo en línea es con una tarjeta de crédito y su responsabilidad es generalmente limitada en caso de fraude.

 

Reporte las estafas. Por favor, siéntase libre de reportar el fraude religioso a nuestra organización y use nuestro cuestionario de abuso religioso aquí. Vamos a tratar de ayudar si podemos. Para fraude criminal obvio le ayudaremos a dirigirse a las autoridades adecuadas—como la oficina del procurador general del estado o de la Comisión Federal de Comercio. Para obtener más consejos sobre donaciones, revise el sitio HYPERLINK «http://www.ftc.gov/charityfraud».  Para obtener más consejos sobre cómo evitar el fraude en general, visite – HYPERLINK «http://www.consumer.ftc.gov/articles/0060-10-maneras-evitar-fraude» http://www.consumer.ftc.gov/articles/ 0060-10-maneras-evitar-fraude y sobre cómo evitar el fraude por Internet visite HYPERLINK «http://www.fraud.org/learn/internet-fraude» http://www.fraud.org/learn/internet-fraude. Este sitio web le ayudará a evitar HYPERLINK identidad antirrobos «http://www.ftc.gov/idtheft» http://www.ftc.gov/idtheft